Miercoles, 19 de Junio de 2019, 09:51 PM
Home » BLUTV » La polémica de los Oscar, México-EUA

La polémica de los Oscar, México-EUA

Vaya noche de Oscares. Fue la más emocionante que haya yo vivido, pues me llena de orgullo como Alejandro González Iñárritu, un director mexicano arrasó literalmente la noche de los Oscar, y su película Birdman se llevó 4 estatuillas, incluido la de Mejor Película y Mejor Director.

El Chivo Lubezki se llevó su segundo Oscar por la Mejor Fotografía y los mexicanos nos colocamos en la cúspide de la cinematográfica mundial.

Y para coronar la noche, desde la atalaya más vista del mundo en ese momento, Iñárritu reivindicó con justicia la dignidad del migrante, y de paso raspó al gobierno mexicano y al PRI al rogar que los mexicanos construyamos el gobierno que nos merecemos. ¡Redonda la noche!

Sin embargo, el pelo en la sopa lo puso es gran amigo de Iñárritu y presentador de su estatuilla Sean Penn, con su chistorete de ¿Y quien le dio la Green Card a este hijo de puta?

Sé con total precisión que son amigos, y que fue un chiste entre colegas. Lo entiendo y lo acepto.

Sin embargo, un chiste así, frente a millones de personas, tiñe distintos efectos, en distintas partes.

En México casi celebramos el chiste. En EEUU cayó fatal, y medios y personas fustigaron a Sean Penn hasta la saciedad.
¿Qué curioso, no? Se escucharon más ofendidos allá que aquí.

Y es que el impacto es distinto. Me la han recordado en las redes, pero debo decirles que en EEUU no es un chiste.

A mi no me preocupa que el Negro se haya ofendido. Sabemos que no lo sintió así, pues se llevan pesado. No pasa nada.

Pero en EEUU hay más de doce millones de personas sin papeles que no les ha de haber hecho gracia el comentario, y lo peor, hay amplias bolsas de población blanca que son lo que le sigue de discriminadores, xenófobos y relacitrantes anti inmigrantes.

Y como saben, estos chistecitos pueden prender como pasto al fuego. Ya salió hasta Donald Trump a fustigar a Gonzalez Iñarritu.

Ay, Sean Penn, los ves bailadores, y les das maracas.