Miercoles, 14 de Noviembre de 2018, 05:42 PM
Home » El mundo semanal » Croacia histórica

Croacia histórica

Croacia es un país joven, cuando en 1991 declara su independencia de Serbia, además de que es un pueblo de origen eslavo cuya historia, hasta finales del siglo XX, ha ido muy ligada a la de la ExYugoslavia.

Pero su historia viene mucho más atrás puesto que este lugar fue habitado por ilirios y los griegos hacia el II y I Siglo a.c, está ubicado en la franja central de Europa, limitando al norte Eslovenia y Hungría, al Sur con Bosnia-Herzegovina, al Este con Servia y al Oeste con el mar adriático.

Ya para el año de 177 a.c, los Romanos que conquistaron Istria creando la colonia de Illyricum que penetrará hasta el rio Sava. Las ciudades de Zadar, Porec, Pola y Split fueron algunos de sus centros neuralgicos.

Ya más adelante en 1102 desaparece la dinastía del rey Tomislav, dando paso a la unión con el entonces reino de Hungria, aceptando por lo tanto al nuevo rey húngaro pero conservando la independencia política.

En el S. XVI, tras ser perpretados por los otomanos, y con la caída del rey Ludovik II, desde el parlamento croata se solicita a los Habsburgos a para que asuman el poder, siendo Fernando I, rey, por lo tanto el país quedará gobernado en dos partes, el Imperio Otomano y por otro lado el poder de los Habsburgos. Finalmente los turcos devolveran en 1699 las zonas ocupadas a los croatas.

En 1881se presenta un acontecimiento de suma importancia en la historia para Croacia, ya que se fusiona con Eslovenia. Mientras que ente la caída del Imperio Austro-Hungaro en 1918, Croacia quedará incluida, contra su voluntad, en el Reino de los Serbios, Croatas y Eslovenos.  Este reino se convertirá en una dictadura llevada a cabo por Aljandro Karadjorjevic, creando así Yugoslavia.

En esta época es en la que Croacia comenzó una larga lucha contra este régimen de origen serbio y que intenta que los croatas pierdan su sentido nacional. Durante la II Guerra Mundial, Yugoslavia será invadida y los croatas aprovecharan esta situación de caos para obtener su autonomía en 1939.

Tras la II Guerra Mundial, con la derrota de las fuerzas del eje, se proclamará la Federación Yugoslava, convirtiéndose Croacia en una de sus seis repúblicas, viéndose gobernada por Josip Broz, Tito, y líder del Partido Comunista Yugoslavo, bajo un sistema socialista pero al margen de las directrices rusas de Stalin.

En 1980 cuando muere Tito y los dirigentes serbios intentarán obtener el poder sobre la Federación Yugoslava, además de que se suprimirán la autonomía de Kosovo, lo que levara a levantarse en armas contra Croacia, Eslovenia y Bosnia-Herzegovina.

Y será hasta  1991 que Croacia conseguirá de nuevo su independencia, además de celebrar sus primeras elecciones democráticas de 1990, que ganar el partido de centro derecha HSZ, cuyo lider es Franjo Tudjman, que utiliza un modelo nacionalista para gobernar el país.

Y ya para 1992, la Unión Europea reconoce a Croacia como nación y se pronuncia el alto el fuego promovido por la ONU. Tras cuatro años de destrucción y asedio el gobierno de Tudjman logra echar a las tropas serbias y se consigue anexionar a Krajina con Croacia. Ese mismo año, 1995, se ratifican los Acuerdos de Dayton en París, momento en el que comienza un éxodo masivo de civiles serbios con destino a Serbia por posibles represalias.

Tras la muerte del presidente Tudjman en 1999, se convocan elecciones y gana el partido de centro izquierda, y será en 2003 cuando Croacia solicitará su entrada oficialmente a la UE, y ya en el gobierno del presidente Tjepan Mesic a la cabeza. Croacia pasó a formar parte de la Unión Europea antes de 2010.

Foto Pinterest