Miercoles, 13 de Diciembre de 2017, 05:02 AM
Home » El mundo semanal » Viaje inolvidable por las islas Griegas

Viaje inolvidable por las islas Griegas

Un verdadero atractivo turístico son sin duda las islas griegas, que están divididas en varios archipiélagos: ycladas, Dodecaneso, Jónicas, Espóradas, islas del Norte del Egeo y las del Golfo Sarónico.

Cultura, arte, costumbres, se entremezclan con un paisaje inolvidable de aguas cristalinas y azules infinitos que perduran en la memoria de quien se acerca a conocerlas. Cada isla griega tiene su peculiar arquitectura, mitología y amable hospitalidad. Cada isla un sueño, o mejor, un deseo hecho realidad.

En medio del mar Egeo, las mas famosas de las islas griegas, las Islas Cícladas. Desde tiempo inmemorial la historia de Grecia pasa a través de ellas. Desde la tranquilidad de Kea hasta la animada Mykonos, las playas de fina arena de Milos o las impresionantes cornisas volcánicas de Santorini, una veintena de islas se ofrecen al navegante.

Las Islas del Dodecaneso tienen una sorprendente variedad de paisajes, entre los mas bellos de todo el Mediterráneo, las islas del norte tienen una abundante vegetación que contrasta con los pueblos de pequeñas casas cúbicas resplandecientes de blancura.

En las islas Jónicas el trurista será seducido por los grandes y variados lugares que puede visitar. Con un clima muy cálido hace de esta región una de las más bellas zonas de Grecia.

La isla de Creta, al ser una isla muy grande, será estudiada a través de las cuatro regiones en que se divide: Creta Este (Lasithi), Creta Centro-Este (Heraklion), Creta Centro-Oeste (Rethymnon) y Creta Oeste (Chania). La gran isla de Creta es la más grande de Grecia y la quinta del Mediterráneo.

Al norte de Eubea están las excepcionales islas Espóradas; Skiathos, Skópelos, Alónisos y Skiros… Contrastes sorprendentes entre las verdes y fértiles islas y su clima suave y templado.

En Islas Egeas del Norte están situadas frente a la costa de Turquía. Son de aquellos lugares muy especiales donde el turismo masivo aún no ha puesto su mira, y que por tanto mantienen toda su tradición, belleza, timidez y autenticidad. Aún sin gran infraestructura hotelera y con una comunicación por aire y mar fluida, ofrecen todos los ingredientes para unas excelentes vacaciones.