Lunes, 16 de Octubre de 2017, 05:04 PM
Home » Opinión » Arturo Argente » LECCIONES DEL BREXIT

LECCIONES DEL BREXIT

Con el Brexit se confirma el triunfó del racismo, la ignorancia y la desinformación. Los Brexiters son personas viejas, provincianas e incultas, que no sabían lo que estaban haciendo.La irracional decisión del pueblo británico, tiene sin embargo graves consecuencias que permiten predecirque se espera de un futuro próximo.

La situación del euro, sostenida hace rato con alfileres, continuará con más programas de compra de activos, refinanciaciones de deudas, rescates bancarios, rescate de países y empresas.

Como consecuencia de estas políticas, los términos competitivos se deteriorarán. Eso, unido a la necesidad de crear trabajo para compensar el que fue supuestamente expropiado por la migración, llevará la apertura de políticas proteccionistas que cerrarán el intercambio y transformarán el bloque de un espacio de libre comercio imperfecto, como era, en una unión aduanera.

Los ajustes que se preveían en los sistemas jubilatorios y laborales, como en el caso de Francia, se retrotraerán, para evitar más Euroexits. El Reino Unido será tratado con poca consideración por sus antiguos colegas, con el objeto de fijarun precedente que alineé a los demás miembros en una sola identidad. Entre ellos se repartirán sus exportaciones como parte del legado que dejó el Reino Unido a su paso por la Unión Europea.

La amenaza de separatismos en cada país, es un germen mortal de populismo que se ha plantado ya en Europa y que se seguirá reproduciendo durante varios años.

Ese populismo se extenderá a los temas de inmigración, lo queobligará a los países europeos a tomar una posición en el tema del Islam, sin excluiruna mayor participación bélica de la OTAN en las zonas de terrorismo.

La situación en el Reino Unido no será distinta. Tras el gigantesco error político de Cameron, la tendencia será proteccionista y populista. No hay razón alguna para creer que detrás de este exabrupto democrático descansa un intento de libertad de comercio, de apuesta a la apertura y la innovación, de seriedad fiscal ni de ortodoxia económica. Seguiremos viendo decisiones arcaicas dentro del escenario inglés. Coherente con esas tendencias, la inversión se inhibirá, con lo que también caerá el empleo, agudizando el círculo vicioso que describimos.

Se ha profundizado la grieta en Europa y volverá a ser un mundo de desempleados caros y de jóvenes timoratos de competir y hasta de tomar el riesgo de vivir.

Todas estas son las consecuencias de un miedo que paraliza y que fue causada por los Brexiters que quieren protegerse, pero no saben bien de qué o de quién, ni mucho menos cómo.

Vemos  que ese mismo miedo se replica en el escenario de los Estados Unidos yque Donald Trumplo ha aprovechado para basar su campaña electoral. “Todo es culpa de los extranjeros”; “el crimen lo provocan los inmigrantes”; “estábamos mejor antes sin tanto mexicano”; “se están llevando nuestros trabajos a otros países”.

En México, la voz de la ansiedad también nos habla a gritos. Nos dice, no sin evidencia, que “las cosas están peor que nunca”, pero no ofrece alternativas de salida más que el miedo y el enojo que paralizan. Porque al final de cuentas ¿qué podemos hacer nosotros, los pobres ciudadanos, cuando “todo es culpa de los políticos”?

Esa voz nos está convenciendo de que “la democracia es una farsa”, que “votar no sirve de nada” porque “todos los políticos son iguales”.

Para concluir, la lección que nos deja el Brexiten México es la de tratar de generar un espacio que provoque el diálogo, el cual nos ayude a reconocer que más que algunos culpables de los problemas, todos somos responsables de las soluciones. Un diálogo que no solo se enfoque en lo que hacemos mal, sino también en las cosas que se hacen bien. Y, sobre todo, un diálogo que tome en cuenta a las personas que se han quedado atrás y se sienten excluídas, lastimadas o ignoradas por el sistema. Acompañado de este diálogo son necesarios los hechos que ratifiquen esta intención. Solo así nos empoderaremos a nosotros mismos para cambiar en serio nuestra propia realidad y no olvidar que una experiencia llamada “Brexit” nos puede enseñar el rumbo que hay que corregir.

¡Despierta México!

Dr. Arturo David Argente Villarreal.

Director del Departamento de Derecho

Tec de Monterrey, Campus Toluca.

argente@itesm.mx

http://facebook.com/argentevillarreal

https://twitter.com/arturoargente

Similar posts