Martes, 19 de Septiembre de 2017, 06:42 AM
Home » Opinión » Arturo Argente » Odebretch y el Escepticismo Ciudadano 

Odebretch y el Escepticismo Ciudadano 

¡DESPIERTA MÉXICO 🇲🇽!

Por Arturo Argente 

Los sobornos que llevó a cabo la empresa brasileña Odebrecht han evidenciado que la corrupción con la participación del sector político, es un mecanismo sistémico en la mayoría de los países latinoamericanos, y que a estos les corresponde esclarecer los delitos que se cometieron para no fomentar más a la impunidad. Los países latinoamericanos implicados desde el 2003 hasta 2016, además de Brasil, son Panamá, República Dominicana, Ecuador, Perú, Venezuela, Colombia, Argentina, Guatemala y México.
En Brasil, origen de este escándalo internacional, el propietario y expresidente de Odebrecht, Marcelo Odebrecht, se encuentra en prisión condenado en primera instancia a 19 años de cárcel. En este país se empezó sobornando a funcionarios de la estatal Petrobras para adjudicarse contratos en los proyectos de infraestructura que sacaban a licitación. Durante los primeros años de la administración de Luiz Inacio “Lula” da Silva y su partido político de los trabajadores (PT), se necesitaban financiar las campañas electorales de los candidatos a alcaldes, gobernadores, diputados y senadores. Los ríos de dinero de Odebrecht pasaban a manos de Petrobras y de ahí eran canalizadas hacia las arcas del PT, sin olvidar el enriquecimiento personal de los gerentes de Petrobras.
Gracias a que en Brasil el poder judicial es verdaderamente independiente y hay real libertad de prensa se pudo destapar este escándalo. La recesión económica de Brasil agravó este problema hasta alcanzar la presidencia de Dilma Rousseff. La ex presidenta al parecer no recibió sobornos, pero nadie cree que no supiera lo que estaba pasando. El ex presidente Lula está en el banquillo de los acusados y podría ir a la cárcel. Marcelo Odebrecht ahora está cooperando con la investigación y sus declaraciones podrían hacer caer al actual presidente de Brasil, Michel Temer.
De acuerdo con el diario brasileño O´Globo, México no fue la excepción, durante las últimas semanas se han dado varias revelaciones que indican que Emilio Lozoya Austin, el exdirector de Pemex, está entre las figuras que recibieron sobornos por parte de la constructora brasileña.

Lozoya es integrante del oficialista Partido de la Revolución Institucional (PRI) y dirigió Petróleos Mexicanos de diciembre de 2012 a febrero de 2016; antes de eso formaba parte del comité de campaña del ahora presidente Enrique Peña Nieto como coordinador de vinculación internacional. Los documentos de la investigación señalan que Lozoya habría recibido 10 millones de dólares como soborno a una empresa establecida en las islas Vírgenes y presuntamente vinculada a Lozoya. Los pagos habrían comenzado en marzo de 2012, cuando todavía estaba en la campaña de Peña Nieto.

En 2013, en la administración del actual presidente Peña, Odebrecht fue la empresa ganadora de una licitación para obras en una refinería de Tula, Hidalgo, valorada en 115 millones de dólares, por medio de una alianza con una compañía local, Construcciones Industriales Tapia.

Este caso sí es trascendente y grave ya que nos hemos acostumbrado de tal manera al “vecindario de la transa”, a las facilidades que otorga un sistema donde el que no roba es un imbécil, a la normalidad del engaño, la simulación, la mentira y la triquiñuela.

El sistema de justicia en México enfrenta una prueba de fuego ante esta investigación y dejar que la ley simplemente sea aplicada, no va a ser suficiente para esclarecer estos hechos. Para poder descubrir la verdad es necesario que la Procuraduría General de la República realmente goce de independencia política para poder hacer correctamente la investigación. Desafortunadamente en estos tiempos no nos encontramos en esa situación. La impunidad de este caso se encuentra, una vez más, a la espera de sumarse a una serie de casos que únicamente desembocaron en el incremento del descrédito institucional y en el crecimiento del escepticismo ciudadano.

¡Despierta México!

Dr. Arturo David Argente Villarreal.

Director del Departamento de Derecho

Tec de Monterrey, Campus Toluca.

argente@itesm.mx ​

http://facebook.com/argentevillarreal ​

https://twitter.com/arturoargente

 

 

 

Similar posts