Jueves, 21 de Septiembre de 2017, 01:49 AM
Home » Opinión » Erika Araujo » Estados Unidos: venta de armas, discriminación y violencia

Estados Unidos: venta de armas, discriminación y violencia

La semana pasada se vivió una de las masacres más sangrientas que se han vivido en las últimas décadas en los Estados Unidos, Orlando esta de luto tras el multihomicidio sucedido al interior del bar gay “Pulse”  que dejó un saldo de 50 personas muertas y 53 heridas que conmocionó a la sociedad estadounidense y que ha impactado al mundo por las implicaciones que conlleva.

Desde el punto de vista ideológico, esta matanza es relacionada con el odio exacerbado que se ha ido generando a raíz de los discursos discriminatorios y racistas, que promueven la intolerancia en los Estados Unidos por parte del precandidato Republicano Donald Trump.

El haber llevado a cabo esta matanza al interior de un bar gay durante una fiesta latina muestra el rechazo por parte del asesino a personas que profesan el homosexualismo y paralelamente también es un gesto de discriminación en contra de los latinos. Situación que toma tintes cada vez más preocupantes, una clara muestra de la radicalización que paulatinamente ha ido sufriendo la sociedad norteamericana.

Aunado a ello, también se le atribuye al asesinato una cierta relación con grupos radicales del islam, ya que se comprobó que el asesino, hizo una llamada previa a entrar al bar al 911 para declararle su lealtad al Estado Islámico, lo cual demuestra que paulatinamente sigue creciendo el adoctrinamiento de personas en otros países del mundo a través de internet por este grupo sangriento que promueve la violencia basada en la interpretación del Corán y la religión musulmana que cada día engendra más terror en el mundo.

Y quizás la más grave de todas las circunstancias que hacen de este un hecho significativo para la sociedad, es que continúa vigente la venta de armas en los Estados Unidos un tema que desde el inicio de su mandato el Presidente Obama buscó legislar pero que no ha sido posible avanzar en esta materia.  Mientras no se replantee y se regule su venta indiscriminada,  seguirán ocurriendo matanzas que pueden costarle la vida a cientos de personas.

Sólo para su conocimiento; el negocio de las armas hoy en día deja una derrama económica en los Estados Unidos de cerca de 229,000 millones de dólares, es decir, 47 mil millones más que los ingresos mundiales de Apple el año pasado. Las armas cuestan 700 dólares al año a cada uno de los estadounidenses, por lo que los menos interesados en perder dinero en su negocio millonario es la National Rifle Association que a pesar de saber que se trata de uno de los negocios  que pone en riesgo la vida de cientos de personas, no esta dispuesta a ni a prohibir, ni a regular su venta.

Similar posts