Viernes, 17 de Noviembre de 2017, 10:40 PM
Home » Opinión » De granito en granito

De granito en granito

Foto: Especial

Foto: Especial

“El agua es la cosa más suave, y aun así puede penetrar montañas y tierra. Esto muestra claramente el principio de que la suavidad supera la dureza.”

Lao Tzu.

Con la novedad de que poco a poco, y desde hace algún tiempo, China ha ido creciendo territorialmente en el mar de China meridional, creando islas artificiales en los atolones existentes, y de esta forma ha incrementado su territorio.

No ha sido el único que ha realizado esta práctica, pues ya Vietnam lo hizo anteriormente, sin embargo ante la capacidad del país asiático de poder crecer de esta manera y así tomar el control de la zona, ha causado una gran preocupación en los países que se consideran con interés de propiedad de la zona, como son: Vietnam, Taiwán, Malasia y Filipinas; y además está Brunei que no pretende propiedad, pero sí derechos.

Por supuesto no sólo los anteriores países están alertas ante tal situación, pues por esta ruta pasa una gran cantidad mercancías, por lo que se estima que el comercio que utiliza este camino está valorado en aproximadamente 5 billones de dólares, y el efecto que podría tener un dominio chino afectaría de forma global.

Estados Unidos ya está presente en la zona con barcos militares, mostrando y probando que son aguas de libre tránsito, sin embargo China ha considerado la presencia americana como una provocación a su soberanía, bajo el supuesto que el territorio y sus alrededores ya es suyo.

La situación parece sólo un conflicto de tierra y mar, pero cuenta con ingredientes adicionales, como una alta reserva petrolera y de gas en la zona, lo que la convierte valiosa para cualquiera que tenga la propiedad de la misma.

Por lo que no sólo es la importancia económica que tiene la zona por su protagonismo comercial y sus 13 hectáreas de territorio firme, sino lo que la misma representa por sus altas reservas de materias primas, por lo que es importante definir como se resolverá el conflicto, pues cada parte considera tener la razón y además Estados Unidos ha hecho público su apoyo a Vietnam y Filipinas.

China por su parte sólo comenta que todo se puede resolver en los mejores términos para todos, pero al mismo tiempo exige respeto a su soberanía y territorio. ¿Qué se puede esperar de este conflicto?

La situación como se puede observar es de afectación económica global, y si no se cuida y vigila adecuadamente podría causar un serio dolor de cabeza a varios países, los cuales por supuesto al entrar en conflicto no contarían con una economía sin dolor.

Similar posts