Miercoles, 20 de Septiembre de 2017, 02:24 AM
Home » Opinión » Intenciones de Compra

Intenciones de Compra

“Cuando haya sangre en las calles, compra propiedades.”

Nathan Mayer Rothschild.

Dice la gente que hablar de dinero es falta de educación, y si esta afirmación es cierta, en esta ocasión debemos ser la excepción que confirma la regla, por lo que hablaremos de la siguiente cantidad: 69’000’000,000.00 de dólares.

La cantidad anterior en algunos países se conoce como Sesenta y Nueve Mil Millones de Dólares, y en otros países como Estados Unidos en 69 billones de dólares. Y hoy en día es la cantidad de dinero que ofreció la empresa alemana Bayer AG por la empresa americana Monsanto, la cual se dedica a la producción y venta de agroquímicos así como a la biotecnología.

La respuesta de la empresa americana es que la cantidad ofrecida por la adquisición de la misma es muy inferior a lo que ellos consideran que es el valor de la empresa, sin embargo están abiertos a la consideración de sus compradores en el sentido de escuchar nuevas ofertas.

La oferta inicial es de 122 dólares por acción, lo que lleva a la cantidad inicialmente rechazada, sin embargo se considera que la nueva oferta puede estar alrededor de 130 dólares por acción, lo que llevaría la adquisición a un valor de 70 mil millones de dólares; sin embargo, se considera que el valor de mercado de la empresa inicialmente es de 42 mil millones de dólares.

El motivo conocido para la adquisición de Monsanto es reforzar a Bayer como empresa global en la innovación de ciencias de la vida, creando una unidad agraria líder que actualmente ya se encuentra funcionando de forma satisfactoria.

La adquisición se considera “amistosa”, y está siendo negociada entre ambas partes, y bien se presta para analizar si se considera una integración vertical o incluso como una diversificación de la empresa alemana.

Con la finalidad de realizar la nueva oferta, la empresa alemana evalúa el apoyo de las instituciones financieras internacionales, de tal forma de poder garantizar a los accionistas de la adquirida el pago oportuno y en efectivo de su oferta.

Monsanto en realidad no es una empresa del mismo tamaño de Bayer, por ello la adquisición, sin embargo resulta un poco difícil entender el motivo del sobreprecio que está aceptando pagar Bayer por Monsanto, una prima que al momento de la última oferta ya es superior al 40% del valor de las acciones en el mercado.

Pero quizá uno de los motivos para realizar la adquisición es el poder participar en el mercado transgénico de las semillas, que terminan siendo alimentos, y que por supuesto consume una población humana que va en aumento muy importante en los últimos años, por lo que Bayer ya no sólo tendría los productos que cuidan de la semilla, sino que proveería también la semilla, lo que la convertiría en una entidad de gran importancia en el mercado de alimentos básicos para la población mundial.

Hoy la adquisición pudiera parecer sobre pagada, mañana podría verse como una de las decisiones más importantes de la empresa alemana, lo cual le permitirá tener una economía sin dolor.

Similar posts