Viernes, 22 de Septiembre de 2017, 06:51 AM
Home » Opinión » Tiempos de Cambio

Tiempos de Cambio

“En tiempos de cambio, quienes estén abiertos al aprendizaje se adueñaran del fututo, mientras que aquellos que creen saberlo todo estarán bien equipados para un mundo que ya no existe.”

Eric Hoffer.

Mucho ha cambiado el mundo en los últimos años, las costumbres de sus habitantes, los accesorios diarios, los avances tecnológicos, y en consecuencia la economía de los países, por ello, algunos países como Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos, han trabajado muy duro para diversificar su economía, y lo están logrando; el cambio es parte de su diario acontecer.

Los países árabes mencionados llegaron a tener hace algunos años una dependencia económica del petróleo hasta del 90 %, y la competencia internacional en la extracción del mismo puso en algún momento en riesgo su estabilidad económica, por lo que la disminución en los precios del barril sacaron de la competencia a los países con poca tecnología y a compañías con baja capacidad económica (todo dependiendo del tipo de extracción que estuvieran haciendo y el costo para realizar la misma), ello ha beneficiado de alguna manera el proceso de cambio de los países árabes, otorgándoles más tiempo para concluir su diversificación económica.

La razón de los cambios que comenzaron hace más de 30 años es evidente, el petróleo es un excelente materia prima, sin embargo es un recurso no renovable, en consecuencia se terminará en un momento determinado, y ello implica que ya no existirá manera de continuar con un flujo de efectivo adecuado derivado de su comercialización, por lo que era necesario establecer un eficiente plan para el dinero obtenido por la comercialización del hidrocarburo, pero al mismo tiempo crear y generar fuentes de efectivo permanentes para el futuro.

Así vemos hoy a Dubái, la cual forma parte de los Emiratos Árabes Unidos; se ha preocupado por crear una ciudad con amplia atracción para el turismo, evitando casi en su totalidad su dependencia del petróleo, y al mismo tiempo continuando con su tradicional negocio de perlas y oro, así como la construcción y venta de islas artificiales, las cuales quizá sean las más famosas del mundo, y consecuentemente de las más caras.

Hoy Arabia Saudita continua con el ejemplo, para ellos está claro que la era del petróleo termina en su caso particular en el año 2030, y es necesario acelerar su proceso de diversificación, procurando dedicarse al oro, fosfato y al uranio.

Su proceso se vio beneficiado por la “limpia” de compañías petroleras, lo que le seguirá proporcionando recursos por algunos años más, pero adicionalmente está contemplando en sacar a bolsa hasta un 5% de la petrolera nacional Aramco, una de las más poderosas del mundo, la cual tiene como valor varios billones de dólares, por lo que en caso de realizarse esa operación, sería quizá una de las OPI más grandes de los últimos tiempos, y con el dinero obtenido se pretende seguir apoyando el cambio en las fuentes de riqueza del país.

Muchas economías están cambiando, muchos están transformando sus estructuras, los países árabes son un ejemplo de variación en el perfil económico de un país, ¿cómo van los demás países que fincan su economía en el petróleo o en alguna materia prima? Pues las decisiones adecuadas de hoy y ayer determinarán una economía sin dolor para el día de mañana.

Similar posts