Martes, 17 de Octubre de 2017, 05:29 PM
Home » Mundo » América del Norte » Donald Trump se va de vacaciones, 17 días

Donald Trump se va de vacaciones, 17 días

El presidente de los Estado Unidos, Donald Trump, inicio este viernes 17 días de vacaciones veraniegas, en su club de golf en Bedminster  en Nueva Jersey. Pero la polémica se desata recordando que Trump prometió que no se tomaría vacaciones ya que en algún momento crítico y acusó a su predecesor, Barack Obama, de descansar y jugar demasiado al golf.

En agosto de 2011, Trump arremetió contra las vacaciones del entonces presidente en Twitter escribió: “Barack Obama jugó ayer al golf. Ahora se dirige a unas vacaciones de 10 días en Martha’s Vineyard. Bonita ética de trabajo”.

“El Presidente Obama está a punto de embarcarse en unas vacaciones de 17 días en su ‘nativo Hawaii’, poniendo el Servicio Secreto lejos de las familias en Navidad”, tuiteó Trump en diciembre de 2013

Y lo mismo hizo en octubre de 2014: “El presidente Obama tiene una importante reunión sobre el brote de Ebola en la ciudad de Nueva York, con gente volando desde todo el país, pero decidió jugar al golf!”.

Aunque Trump también alguna vez  mencionó que no tomaría vacaciones si fuera elegido presidente y escribió tuits que renunciaría si tomara vacaciones. “Rara vez dejaría la Casa Blanca porque hay mucho trabajo por hacer”, dijo Trump en julio de 2015.

“Yo no sería un presidente que se tomara vacaciones, yo no sería un presidente que se quita tiempo. Voy a estar trabajando para ti”, dijo Trump en agosto de 2016. “No voy a tener tiempo para jugar al golf”, afirmaba.

La realidad, sin embargo, es que Trump ha descansado mucho y más que Obama desde que asumió la presidencia a finales de enero. Hasta julio de este año ha viajado 11 veces a sus propiedades, en Nueva Jersey o Florida. Según un cálculo del diario The Washington Post, donde se estima que a finales de agosto Trump habrá pasado, completamente o parcialmente, 53 días con actividades de ocio comparado con los 15 días de Obama en el mismo periodo de su presidencia.

Y, además, el republicano ha jugado mucho más al golf que el demócrata: 33 partidas frente a 17 de su predecesor y todo ello sin contar las vacaciones que empieza este viernes.

Foto de EFE

Similar posts