Sabado, 22 de Septiembre de 2018, 09:23 PM
Home » Slider » El origen del tradicional Pozole mexicano

El origen del tradicional Pozole mexicano

El Pozole es uno de los platillos más representativos de la cultura mexicana, además de que en esta época de fiestas patrias es por ende la comida que todos consume.

El origen del pozole se remonta al México prehispánico cuando los antiguos mexicas lo preparaban con carne de cautivos sacrificados en fiestas y adoraciones a sus dioses. Este platillo fue documentado por varios frailes que llegaron a la Nueva España años después de la caída de Tenochtitlán.

Entre ellos destaca la narración de Fray Bernardino de Sahagún, quien escribió sobre el singular platillo en Historia general de las cosas de la Nueva España, donde describe que los antiguos mexicas preparaban el pozole con carne de los cautivos sacrificados en algunas fiestas, principalmente la dedicada a Nuestro Señor el Desollado, Xipe Totec.

Pero la entrada de la conquista de lo europeos, las costumbres las costumbres combinaron, además de que se empezó a exportar la carne de cerdos convirtiendo en el acampamiento principal del platillo.

Ya en la épocas más modernas se siguió con este platillo gastronómico, ademas de el clásico pozole es el blanco que se origino en el centro de México, y que es preparado principalmente de cabeza de cerdo, aunque hoy en día existe una gran variedad hay de pollo y hasta de mariscos.

Se tiene documentado de que hay al menos 20 variantes de pozole, pero donde todos son a base del caldo de maíz cacahuazintle, así como es acompañado de lechuga, rábanos y cebolla picados, orégano, chile piquín molido, gotas de limón y tostadas.

Otro de los pozoles más famosos es el estilo Jalisco, el cual es rojo, ya que se prepara con chiles secos molidos, otro de los más consumidos es el estilo Guerrero y puede ser blancos o verdes preparado con pipián, y es acompañado con chicharrón y aguacate.

Foto Pinterest