Martes, 11 de Agosto de 2020, 01:10 PM
Home » Opinión » Victor Muro » El regreso a lo desconocido

El regreso a lo desconocido

Economía Sin Dolor

Por: Victor Muro.

 

Cada día del pasado se ha convertido en un tesoro, cada día del futuro se visualiza como una tragedia o una oportunidad.

 

Entender cómo será en el futuro la economía del mundo hoy en día resulta difícil y complejo, las consecuencias de la pandemia que aún se vive no se pueden dimensionar con certeza, sin embargo es claro definir que un nuevo esquema económico se está construyendo, y el entendimiento del mismo será indispensable para lograr una mejor posición al futuro en todos los sentidos.

 

No es necesario hablar de un país en específico, las consecuencias de la pandemia la viven todos, pues la economía se ha globalizado de tal manera que es imposible pensar que no habrá efectos comunes en prácticamente todos los aspectos y costumbres en la vida diaria de los seres humanos.

 

Así que es necesario entender que la adaptación es un paso inevitable, y que la misma puede ser en menor o mayor forma, dependiendo del sector y lugar dónde se realizan las actividades, y aunque se está cerca de tener una vacuna que pueda considerarse accesible y efectiva, nada debería ser igual, o quizá dicho de una mejor manera, nada puede volver a ser igual.

 

Hay distintos sectores sobre los cuales se podrían hacer análisis específicos, y así proyectar como funcionarán en el futuro, lo que generará cuáles pueden ser las tendencias que se verán en unos cuantos años, por lo que es conveniente revisar un poco sobre ello.

 

Hablando de las empresas de transporte aéreo, ¿Cómo lograrán sobrevivir ante las restricciones internacionales? Es claro que en la medida que existan distintas líneas aéreas la competencia hace que los precios de los vuelos bajen su precio, sin embargo las estrategias de costos no pueden llegar a esquemas donde se pierda la seguridad, por lo tanto, es necesario que el negocio se concentre en un menor número de participantes, para de esta manera puedan contar con un mayor número de rutas que les permitan ser rentables con menos unidades de traslado, es decir, reorganizar las rutas para hacer más eficientes los traslados, y sobre todo, más rentable el negocio, situación que es indispensable para subsistir.

 

La globalización ha hecho al mundo más eficiente, sin embargo también le ha causado una vulnerabilidad evidentemente recién descubierta, la dependencia de las líneas de producción en muchos casos es internacional, mundial, así que si el producto se construye en un país es probable que las partes que lo integran provengan de distintas partes del mundo, y con ello, se descubrió una debilidad al  ver que la pandemia no fue al mismo tiempo en todos lados, y que cuando en un lugar ya se podía funcionar el proveedor de suministros aún no lo tenía permitido, lo que generó múltiples complicaciones, entre ellas que unos obligaban a otros a funcionar, ya sea vía empresarial, financiera, legal y hasta política.

 

Como aprendizaje de lo anterior es que la proveeduría para muchos seguramente debe ser más regional para el futuro y no tan lejana, pues ello elimina riesgos y la posibilidad de mayores efectos económicos negativos, por lo que seguramente el futuro contempla movilizaciones de productores, y la conformación de más  centros de proveeduría continentales, regionales y locales. El comercio exterior seguirá con fuerza, pero se deberá dar protección a los elementos que componen la producción; muchas transformaciones se observarán en los esquemas comerciales internacionales.

 

¿Cómo ve los aspectos educativos? Los estudiantes han migrado sus esquemas de clase sin poder opinar, en estos momentos la educación virtual es la más segura, y mientras no exista un verdadero control sobre la pandemia, las clases presenciales siempre representarán riesgo de contagios; pero es necesario analizar el efecto que esta situación puede tener, estudiantes que terminan sus carreras de manera virtual, lo que origina la siguiente pregunta: ¿Están preparados adecuadamente?

 

Las Universidades deben enfocarse de manera inmediata a la modificación de sus programas de estudio, pues aunque se diga que en un tiempo determinado todo habrá pasado, la verdad es que las cosas no volverán a ser iguales, y esto requiere al menos en el aspecto académico modificaciones importantes, el profesor debe captar la atención de un alumno que puede tener muchos distractores a su alrededor, y debe ser capaz de poder transmitir el conocimiento necesario. El alumno por su parte debe ser capaz de aprender en un esquema más solitario y con tendencias autodidactas, dónde la ausencia  de convivencia con los demás pudiera resultar benéfica o perjudicial.

 

Y todo lo anterior sólo sería posible en un entorno dónde todos los estudiantes, y aquí se hablaría desde preparación inicial hasta universidad, tuvieran acceso a internet.

 

Ahora… ¿Qué puede sucederle a los centros turísticos? La adaptación y promoción de los centros turísticos mundiales deberá ser muy notoria y trascendental, los controles sanitarios de las fronteras y la posible concentración de los prestadores de servicios aéreos hacen suponer que viajar de manera internacional será más oneroso, por ello la capacidad de gasto per cápita de cada país es lo que le puede dar un importante respiro a los centros turísticos locales, y si además de ello logran establecer programas seguros y eficientes para las visitas internacionales entonces el esquema puede resultar exitoso, pero sin duda se requerirá inversión, creatividad y mucha promoción.

 

Sólo se han tocado algunos aspectos, y es claro visualizar el enorme impacto que se tendrá en el futuro  por causa de esta pandemia, la adaptación es indispensable, pues apostar a que en poco tiempo todo volverá a ser igual es en verdad  una posición riesgosa y hasta difícil de creer.

 

A la población actual le ha tocado vivir un cambio sumamente importante, un cambio de funcionamiento económico del mundo, dónde incluso los protagonistas de siempre pueden llegar a perder presencia, y nuevos participantes pueden surgir, es necesario aprender a cambiar, adaptarse, de una manera sencilla y efectiva, es necesario comprender la economía sin dolor; pues ese es el camino para continuar siendo un participante activo en las actividades cotidianas del mundo.

 

Foto Stock